quarta-feira, 7 de abril de 2010

: Pensamento Godard


(...)
Sea o no filosofía –Godard carece de sistema–, es pensamiento fuerte, bajo una forma sensible. JLG: "Un socialismo consistiría en que las personas llegasen a entenderse a partir de lo que han visto. Debe haber momentos de socialismo en el amor, cuando dos cuerpos entre sí no necesitan las palabras". El montaje es la posibilidad del Film Socialisme: reparar la injusticia de la separación de imágenes o separar las que estaban unidas injustamente, depreciar la jerarquía entre alta y baja cultura, no distinguir entre alta o baja definición. Es nuestra música, el elogio del amor: el cine es pensar sí, me daré la vuelta y nos iremos juntos. Es un territorio liberado.
Una imagen se puede cambiar: basta con rimarla a otra, a nuestra vida. Una imagen sólo existe cuando es percibida. Por eso, cuando JLG se apropia de un plano de Hitchcock o de un noticiario, es un plano hecho de nuevo por él. Es un reparto igualitario, una estética revolucionaria, la política del cine. El propietario de una imagen no es el que la hace, sino todo aquel que la mira.
(...)
in "Pensamento Godard", por Gonzalo de Lucas, Lavanguardia.es



Sem comentários:

Enviar um comentário